Continúan las inspecciones sanitarias en los mercados de la capital ante veda de moluscos

La Alcaldía de San Salvador, realizó nuevas inspecciones sanitarias en las ventas de mariscos de los 23 mercados de la capital ya que se mantiene vigente la alerta por marea roja en país, con el objetivo de evitar la comercialización de moluscos.

El personal municipal dio lineamientos a los vendedores sobre la importancia de acatar estas medidas para prevenir intoxicaciones y proteger a los compradores.

“Nos encontramos realizando inspecciones en más de 100 puestos y coctelerías ubicadas en el edificio 3 y 4 del Mercado Central, para garantizar la no comercialización de conchas, almejas, mejillones, ostras y caracoles, ni productos derivados de estos. Las verificaciones las realizaremos en todos los mercados de nuestra municipalidad”, comentó Mauricio Chávez, inspector sanitario del Sistema de Mercados de San Salvador.

La municipalidad realiza inspecciones sanitarias de forma permanente en todas las áreas de los mercados, pero ha hecho énfasis en las ventas de mariscos desde que autoridades gubernamentales anunciaron las medidas preventivas que se mantendrán durante, al menos, dos semanas.

El incumplimiento de estas medidas contempla reporte del hallazgo a las autoridades pertinentes y el decomiso de productos para hacerles evaluaciones toxicológicas.

“Con la nueva administración municipal, realizamos inspecciones diarias para verificar que los mariscos que venden los comerciantes sean frescos. Nuestras inspecciones durante la veda también incluyen garantizar que no se comercialicen moluscos hasta que finalice la marea roja”, dijo Chávez.

La veda también prohíbe el consumo de estos alimentos, debido a las toxinas que pueden afectar al ser humano causando diversas sintomatologías, ante esto la comuna también continuará las verificaciones en negocios de comida para acatar los procedimientos sanitarios.

La comuna capitalina complementa estas acciones con jornadas de limpieza, lavado y desinfección en todos los mercados municipales para proteger el bienestar de los usuarios y comerciantes.

Comparte