El padre de Britney Spears, en estado muy grave a causa de una infección bacteriana

La relación de Britney Spears y su padre James, de 71 años, está rota. Desde que la artista lograra quedar libre de la tutela que ejerció su progenitor sobre ella durante trece años, no han vuelto a hablar. No es por ello extraño que la artista no se haya referido a las preocupantes noticias que se acaban de conocer acerca del estado de salud de James. Como informan diversos medios, el padre de Britney fue operado el pasado mes de agosto de una rodilla, tras lo cual sufrió una grave infección bacteriana que le mantuvo en el hospital durante semanas. Su estado fue de tal gravedad que tuvo que ser intervenido de nuevo y trasladado luego a unas instalaciones específicas en el tratamiento de dichas infecciones.

El padre de la cantante estuvo severamente enfermo aunque, como informó People, su evolución ha permitido que siga su recuperación en casa como paciente externo del centro que le trató. Fuentes cercanas aseguran que pese a que estuvo muy mal va remontando, aunque en las últimas imágenes que se tienen de él se pueden apreciar las secuelas de lo ocurrido. Se le ha visto muy delgado y desmejorado. La primera vez que fue operado de la rodilla fue en el año 2000, momento en que se le colocó una prótesis que ha tenido que ser ahora reemplazada.

Desde el mediático juicio que le enfrentó a su hija en 2021, tras el que se anuló la tutela paterna que ejercía sobre la artista, James ha mantenido un perfil público discreto. Las durísimas acusaciones que vertió Britney sobre los años en los que él había tenido el control de sus asuntos y las secuelas que el comportamiento de su padre le dejó no obtuvieron respuesta. Al menos inicialmente. Meses después de escuchar los comentarios de su hija, James se defendió asegurando que si no hubiera sido por él, la artista habría acabado mal.

Un libro de memorias con su verdad
“No todo el mundo va a estar de acuerdo conmigo. Fue un momento muy difícil, pero amo a mi hija con toda mi alma. ¿Dónde estaría Britney sin la tutela? No sé si estaría viva. No lo sé” aseguró a The Mail on Sunday a finales de 2022. Explicó que lo que hizo fue para proteger a Britney y a sus hijos, con quienes actualmente la cantante tampoco tiene relación y que viven con su padre en Hawaii. Fue James muy cuestionado por estas palabras, sobre todo después de los duros episodios que narró la intérprete.

Dispuesta a que todos conozcan su verdad, Britney publicará un libro de memorias en el que repasará cómo fue su vida durante los 13 años que estuvo bajo tutela. Como ha detallado en numerosas ocasiones fue privada del control sobre sus asuntos, pero también sobre su cuerpo, pues ni siquiera podía decidir si tener más hijos sin la autorización de su padre. Fue una etapa que le dejó secuelas como ansiedad y ataques de pánico, como ella misma ha contado. A pesar de tener el incondicional apoyo de sus seguidores, los comportamientos que la artista ha tenido en los últimos meses han sido foco de preocupación. Los vídeos que comparte en sus perfiles y su reciente separación matrimonial tienen a los fans en vilo. Ajena a comentarios, Britney sigue adelante y será este mismo mes de octubre cuando presente al mundo su historia, The woman in me.

Comparte